Ryuken, el nuevo mexicano del Barcelona

Ryuken, el nuevo mexicano del Barcelona

Ciudad de México.-  Es apenas un niño de 12 años. Nacido en Cancún de padre mexicano con ascendencia japonesa y madre mexicana con ascendencia china. Él es Ryuken Nishizawa Fung, una joven promesa que juega en la FCB Escola del Futbol Club Barcelona desde septiembre del año pasado.





‘Ryu –como lo conocen en Barcelona- es un jugador “muy rápido, fuerte, creativo, con hambre de gol”, según lo describe su padre, Jiro Nishizawa, único familiar con el que vive en la Ciudad Condal y quien platicó en exclusiva para Mediotiempo.





Aprendió a jugar con el coraje mexicano y la técnica barcelonista, juegos colectivos, pero cuando el equipo no le responde, se va por la individual y se los echa al hombro”, comenta su padre, quien además de estar al pendiente de su desarrollo físico e intelectual, se dedica al 100 por ciento a su alimentación, con una dieta especial que tiene como deportista.





Antes de llegar a tierras españolas, Ryuken jugó tres meses en una filial de Chivas, un año en el club Pachuca-Cruzeiro y dos en el Atlante.





En mayo de 2010, padre e hijo llegaron a Barcelona para presentar dos pruebas de acceso al equipo blaugrana, la cual fue solicitada previamente por medio de Internet. Ryuken pasó la primera prueba el 8 de mayo y la segunda el 22. Sólo 14 niños de los 4000 que se presentaron fueron elegidos.





Además de estar jugando con el equipo de la FCB Escola, Ryuken ha sido parte de tres diferentes categorías del P.B. Collblanc-Sants (Infantil B, Alevín B y Alevín A) y de la Selección sub-12 de la Federación Catalana de Futbol. Durante los nueve meses que ha estado en tierras catalanas, ha participado en 76 partidos, con un promedio de 2.33 goles por partido y 1.3 asistencias.





Fanático de los frijoles y la arrachera como del sushi, al joven mexicano todavía no le pasa por la mente el dilema que tendrá en un futuro para jugar en alguna Selección Nacional. México, Japón, China o hasta para España se podrían perfilar como sus opciones.





“No lo sé (para que Selección jugará), pero en donde sea, lo quiero hacer bien”, aseguró el joven nacido el 25 de febrero de 1999 y de quien hoy se sabe por Embajadores Aztecas, un foro que descubrió su nombre en la red.





Sus 12 años de vida no le impiden tener sueños e ilusiones. Por ello Ryuken aspira a “llegar a ser profesional, jugar en el mejor equipo del mundo” asegura Ryuken, quien desde que llegó a Barcelona comenzó a adaptarse a una nueva vida y hoy incluso habla el catalán con sus entrenadores, amigos y compañeros.





El estar lejos de casa ha sido un aspecto muy complicado para el mexicano, quien ha tenido que aprender a vivir sin su madre y sus hermanas, familiares que viven en Cancún.





“Lo que más extraño es a mi madre y a mis hermanas, la comida no porque mi padre y yo cocinamos comida japonesa y mediterránea entre semana y mexicana los fines de semana. Incluso aquí aprendimos a preparar tortillas, empanadas, tacos y tamales”.





Además de estar lejos de México, para la familia Nishizawa el aspecto económico se ha convertido en un obstáculo pues el padre de Ryuken no ha podido encontrar trabajo en España por la crisis de empleos que estalló en el 2008, situación que orilló a su esposa e hijas trabajar “fuertemente para sostener el gasto tanto en México como en España”.





Para el futuro, lo único que Ryuken tiene seguro es que quiere seguir preparándose en el futbol español. Su padre asegura que tiene varias ofertas pero que prefiere que vaya “con pasos pequeños pero bien dados”.





El destino final es un misterio, hoy lo único que Ryuken Nishizawa quiere disfrutar el momento que vive en Barcelona, un sueño por el que luchó y al que alienta a los niños mexicanos a buscarlo.





“Me gusta ser mexicano y en México hay muchos niños y jóvenes buenos para el deporte, pero deben buscar ir hacia delante e intentarlo”, finalizó.

mediotiempo.com



Comentarios